Sin stock

Aceite de Neem ORGANIX 15 ml

Compartir

Insecticida líquido ecológico a base de extracto del fruto del árbol del Neem (Azadirachta indica). La Azadirachta indica (árbol del Neem) ha desarrollado de forma natural sustancias muy activas contra insectos fitófagos, respetando sin embargo la fauna auxiliar y las abejas. El principio activo se extrae principalmente del fruto: consiste en la utilización de Anhídrico Carbónico (CO2) con presión y temperaturas superiores al punto crítico, lo que conlleva la ausencia de residuos no deseables (disolventes, cera, etc…), mayor selectividad, respeto y salvaguarda del compuesto final y la imposibilidad de reacción con otros componentes. Esta tecnología hace posible un altísimo nivel cualitativo. De los principios activos, el más importante es la "Azadiractina"; se trata de un limonoide que presenta 7 isómeros. La concentración de azadirachtina en el AIN EXTRACTO está comprendida entre los 12.000 a los 14.000 ppm. Otras sustancias presentes en el extracto, que también tienen acción sobre los insectos son el "meliantriolo", la "salamina" y la "nimbina". INDICADO CONTRA: Pulgones, Mosca blanca, mosca del suelo, Ácaros, araña roja, Minador de los cítricos, Ceratitis capitata, Psylla, Trips, Mosca del olivo, Lyriomiza, Tigre del almendro, Escarabajo de patata, Polilla de la vid, Piojo de San José, Piojo rojo, Chinches,..., en cultivos de ornamentales, flor cortada, hortalizas, frutales de pepita, frutales de hueso, cítricos, gramíneas y vid MODO DE ACCIÓN: Actúan principalmente por ingestión pero también por contacto, sobre todo en el estadio juvenil. Es eficaz, pero no posee "efecto de choque" por lo que necesita algunos días (6-8) para manifestar su propia actividad. Los principios activos deL ACEITE DE NEEM inducen desórdenes en la alimentación e interfieren en el ciclo hormonal del insecto, provoca malformaciones en el proceso de muda, impidiendo su normal desarrollo. El ACEITE DE NEEM tiene propiedades antifúngicas: actúa contra la mayoría de especies patógenas más comunes, limitando su crecimiento, por lo que la aplicación de ACEITE DE NEEM previene de futuros ataques. Dependiendo del estado en el ciclo vital del insecto y concentración del tratamiento, la muerte del insecto se producirá entre los 3 y los 14 días después decontactar con el producto. Aplicar al percibir los primeros indicios de plaga ya que las larvas son más sensibles que los ejemplares adultos.   APLICACION: 70 gotas por litro de agua para 1 m2 de superficie a tratar.Repetir cada tres días hasta que la plaga desaparezca. Aplicar a la planta y al suelo. Para método preventivo aplicar 35 gotas por litro de agua.

UN INSECTICIDA ECOLÓGICO PARA LA AGRICULTURA
Aspectos generales del aceite de Neem.Aspectos botánicos. El nombre científico del Neem es Azadirachta indica, pertenece a la familia Meliacea. Es un árbol de crecimiento rápido, de hoja perenne, que alcanza alturas de hasta 20 m en condiciones óptimas, con un diámetro medio de la copa de 5 a 10 m, destacando su sistema radicular por tener una raíz pivotante muy desarrollada.Los frutos son drupáceos, oval-oblongos, amarillos purpúreos, de 1cm de diámetro y normalmente contienen una sola semilla. El fruto tiene una longitud de 2 cm y, cuando madura, el pericarpio aparece amarillo y de textura rugosa.El rendimiento del árbol puede variar entre 30 y 100 Kg de frutos dependiendo de las lluvias, insolación, el tipo de suelo y el tipo de variedad. En la India de los 18 millones de árboles existentes, se obtienen 3,5 millones de toneladas de semillas de las cuales se puede extraer 700.000 toneladas mientras que sólo se produce 150.000 toneladas cada año.Componentes químicos del aceite de Neem. El Neem contienen varios miles de componentes químicos, de especial interés son los terpenoides, compuestos por C, H y O; la presencia del oxígeno hace esos compuestos más solubles en agua, metanol o etanol que en hexano, gasolina u otros solventes similares. Los componentes limonoides (triterpenos) son los más importantes por su actividad y su concentración en el árbol. Estos pertenecen a nueve grupos básicos: - Azadirona: Se encuentra en el aceite que se extrae de las semillas. - Amorastaitina: Aparece en las hojas frescas del Neem. - Vepinina: En el aceite de las semillas. - Vilasinina: En las hojas del Neem. - Geduninina: Se encuentra en el aceite de las semillas y de la corteza. - Nimbina: En las hojas y las semillas.
- Nimbolina. También presente en las semillas. - Salanina: En las hojas y semillas. Hasta ahora, al menos nueve limonoides del Neem han demostrado una habilidad para impedir el crecimiento en los insectos, afectando a un número de especies que incluyen algunas de las plagas más mortíferas para la agricultura y la salud humana. Son los componentes azadiractina, salannina, melantriol, y nimbina los más conocidos y por ahora al menos, parecen ser los más significativos. Dosis de 30-60 gr/ha de este componente son suficientes para controlar diversos tipos de plagas chupadoras y masticadoras.
 
 
 
Propiedades y efectos. Las propiedades del Neem vienen basadas en el parecido que presentan sus componentes con las hormonas reales, de tal forma que los cuerpos de los insectos absorben los componentes del Neem como si fueran hormonas reales y estas bloquean su sistema endocrino. El comportamiento profundamente arraigado resultante y las aberraciones psicológicas, dejan a los insectos tan confundidos en su cuerpo y cerebro, que no pueden reproducirse y sus poblaciones se reducen mucho. Los efectos precisos de varios extractos del Neem son a veces difíciles de concretar. La complejidad de ingredientes del Neem y sus formas de mezclarlos y de acción tan variadas, complican en gran medida su aclaración. Pero, a pesar de las dudas en varios detalles, se sabe bastante bien y es de sobra conocido que varios que varios extractos del Neem actúan en diversos insectos de diferentes maneras:Destruyendo e inhibiendo el desarrollo de huevos, larvas o crisálidas. Bloqueando la metamorfosis de las larvas o ninfas. Destruyendo su apareamiento y comunicación sexual. Repeliendo a las larvas y adultos.Impidiendo a larvas poner huevos. Esterilizando adultos. Envenenando a larvas y adultos. Impidiendo su alimentación. Bloqueando la habilidad para tragar (reduciendo la movilidad intestinal). Enviando mayores errores a su metamorfosis en varios periodos de desarrollo del insecto.Inhibiendo la formación de quitina ( material del que se compone el esqueleto del insecto). Impide que se realicen las mudas, necesarias para entrar en la siguiente etapa del desarrollo, de tal forma que actúa como regulador de crecimiento del insecto.De todos estos efectos, se puede decir que actualmente el poder repelente es probablemente el efecto más débil. La actividad anticomida (aunque interesante y valiosa en gran extremo) presenta corta vida y es variable. La más importante cualidad del Neem, es el bloqueo en el proceso de metamorfosis de la larva. Otras características destacables del Neem son: difícil desarrollo de resistencia por tratarse de una mezcla de componentes bioactivos, sistémico através de las raíces cuando se aplican al suelo, elevada biodegradabilidad, sobre todo por la acción de la radiación U.V., con una persistencia en campo de 4-8 días y posibilidad de sinergismo con otros productos naturales como Bacillus thurigiensis.
Actualmente existen tres procesos básicos de extracción, la extracción acuosa, la extracción alcohólica y la extracción de aceite. Todos ellos ocasionan la aparición de ciertas materias activas que varían según el proceso de extracción que se realice. Efecto de las condiciones climáticas sobre el aceite de Neem. El efecto residual de los productos basados en el Neem, se ve en general, reducido en pocos días mayormente alrededor de cinco a siete días. En el caso de los efectos sistémicos y después de la aplicación de altas concentraciones, estos permanecen algo más. No obstante esto parece ser suficiente para obtener un buen control de plagas. Bajo condiciones tropicales y subtropicales de agua permanente, pierden las fuerzas las ninfas y larvas de los insectos, compensándolo con repetidas e intensivas tomas de comida de las plantas huéspedes. En tales casos el efecto anticomida es vencido a las pocas horas. El efecto regulador del crecimiento de los insecticidas del Neem, se ve influenciado indirectamente por la temperatura. Bajos condiciones tropicales, con altas temperaturas, la mayoría de los insectos (ninfas y larvas) mueren en pocos días. En climas templados, especialmente en primavera, lleva más tiempo alcanzar esta meta, sobre todo si baja la temperatura y predomina la lluvia. La lluvia en ocasiones puede lavar o arrastrar el material activo antes de que alcance a los insectos objetivos. Bajo condiciones de campo, los extractos foliares de azadiractina duran de 4-8 días. Sin embargo, la temperatura, la luz ultravioleta, el pH en partes de plantas tratadas, la caída del agua y otros factores medioambientales ejercen una influencia más o menos negativa en los principios activos. El Neem es mucho más efectivo en climas cálidos que en zonas frías, donde la actividad de sus principios se ve muy menguada. La destrucción fotoquímica por parte de los rayos ultravioletas es completa. Se descubrió (Ermel et al., 1987), que el contenido en azadiractina de sus extractos fue reducido sobre un 65 % después de 14 horas de exposición a las radiaciones ultravioletas. Se encontró además que la descomposición se incrementaba con el calor y la humedad. Otros autores han descubierto que después de 24 horas expuesto a radiaciones ultravioletas, o después de siete días expuesto a la luz, se producía una degradación del 50 %.
Se ha demostrado que después de 200 horas, (aproximadamente 8 días), de continua exposición a las radiaciones ultravioletas, la azadiractina se degrada un 100 %. Efectos secundarios sobre los enemigos naturales de las plagas y otros organismos útiles. A causa de un efecto relativamente débil de contacto en los insectos y por su especial modo de acción, los insecticidas basados en el Neem, impiden en la mayoría de los casos un daño o solo llevan a cabo un ligero efecto nocivo a los importantes enemigos naturales de las plagas. No produce efectos tóxicos por contacto, el efecto sobre organismos beneficiosos apenas se aprecia. No obstante cuando la aplicación de azadiractina se incrementa aparecen algunos efectos sobre la fauna auxiliar, debido principalmente a que en estos casos se acumula azadiractina en las plagas que parasitan. Hay autores (Alfonso Molera et al., 1993) que consideran que en determinadas condiciones puede incluso incrementarse la efectividad de los antagonistas, ya que los extractos a menudo llevan a las larvas a la muerte de forma lenta y gradual con lo que estas se encuentran durante un cierto periodo en un estado débil, en el cuál es más fácilmente ser atacadas por sus enemigos